Pages

Thursday, February 16, 2017

La huelga silenciosa de los ‘boteros’

La huelga silenciosa de los 'boteros'
Los transportistas privados se están preparando para nuevas medidas que
el Estado pueda tomar en su contra
Jueves, febrero 16, 2017 | Augusto César San Martín

LA HABANA, Cuba.- Ya comenzó la huelga a la que están siendo convocados
los 'boteros' el próximo 27 de febrero, a través del portal
Revolico.com. Cuentan con el apoyo de la población que utiliza este tipo
de transporte, y se inició dos días después que el gobierno redujera a 5
pesos los precios del pasaje de los particulares que poseen la licencia
de Operación del Transporte.

El pensamiento unánime hizo brotar la protesta, imposible de llevar a
cabo debido a la vigilancia de un sistema policiaco con experiencia
represiva. Sin organización previa, debido a la falta de un sindicato
laboral que los represente, los 'boteros' adoptaron varias respuestas
como forma de agravar la crisis del transporte en la capital.

La más significativa es la ausencia de su servicio en las calles
habaneras. Otro número significativo de 'almendrones' recorren las rutas
sin detenerse a la espera de una señal que los detenga para hacer un
viaje basado en la oferta y demanda.

Héctor, taxista de la ruta Habana Vieja Habana-Playa, desconoce la
convocatoria a la huelga pero explicó a CubaNet su forma de protestar.
"Mi licencia operativa es de oferta y demanda, ¿verdad? Bueno pues eso
es lo que yo voy hacer a partir de ahora. Paro para llevar al pasajero,
claro, si me conviene lo que va a pagar (…) Ahora el carro se maltrata
menos y gasto menos petróleo", dice.

Este modo de operar encarece espantosamente el servicio. Ahora un
recorrido de 10 pesos desde Prado y Neptuno, en La Habana Vieja, hasta
Línea y G, Vedado, puede costar de 70 a 100 pesos, según pudo constatar
este mismo reportero durante el ajuste de un viaje con uno de estos
choferes.

Otra de las respuestas manejadas dentro del ambiente de los
transportistas es pasar a la ilegalidad. Un taxista entrevistado, al que
no se identifica para proteger de cualquier represalia, declaró a
CubaNet: "Antes de sacar la licencia, 'boteaba' ilegal y era mejor; solo
tenía que pagar algo a los policías, a los inspectores, que al final
están llenos de necesidades igual que todo el mundo".

Apoyo popular

Los límites establecidos por el gobierno de los tramos intermedios que
deben cobrarse a 5 pesos son indescifrables. Los pasajeros deberán tener
un conocimiento pleno de la ruta para no equivocarse en la ubicación del
punto del viaje a partir del cual el pasaje se eleva a 10 pesos. Esta
ventaja es asumida por los boteros para continuar cobrando la tarifa
antigua, a merced del desconocimiento. No obstante, ante la crisis del
transporte capitalino provocada por la medida gubernamental, los
pasajeros están dispuestos a continuar pagando el precio vetado, 10 pesos.

Carlos, taxista que cubre la ruta de Guanabacoa, se siente aliviado por
el apoyo de la población.

"A mí me dice la gente que van a seguir pagando lo mismo (10 pesos) (…)
Hasta ahora todos me dicen que no están de acuerdo con la rebaja de
precio, que es un abuso".

Una joven que viajaba en un taxi comentó por qué consideran la medida
injusta. "Ellos (los taxistas) tienen el derecho a cobrar lo que
quieran (…) La licencia está cara, el petróleo esta caro. Cinco pesos
hasta un lugar determinado no les va a dar la cuenta para nada".

Los transportistas alegan que el precio de mantenimiento de los autos,
generalmente de la década del 50, es "excesivamente caro".

Uno de los taxistas de la piquera del parque 'El Curita', en Centro
Habana, detalló precios de mantenimiento: "Un filtro de petróleo me
cuesta 10 dólares, una goma para el carro me sale en 120 dólares, así
que imagínate cinco; el litro de petróleo está a dólar".

Otra vuelta de rosca

Las piedras del río de regulaciones que ahoga a los 'boteros' indican
con su ruido que la situación puede empeorar. Los taxistas entrevistados
para este trabajo aseguraron que no se sorprenderían si en un futuro no
muy lejano se les notificara la obligatoriedad de trabajar en una sola
ruta. Armando Batista, chofer de la ruta de Parque de la
Fraternidad-Santiago de las Vegas, dijo a CubaNet que la información
proviene de los inspectores de transporte.

"Me dijeron que van a enumerar las rutas (…) Nos van a preguntar qué
ruta vamos a trabajar, le ponen un sello al carro y no te puedes salir
de ahí".

CubaNet indagó con un inspector de la Dirección General de Transporte,
quien dijo conocer sobre la medida pero no estar informado sobre su
implementación.

"Hubo un estudio en la línea de Boyeros para limitar a quienes
trabajaban en ella, pero eso nunca se materializó (…) Sí se ha manejado
la posibilidad de poner pegatinas de colores en los parabrisas de los
taxis para identificar la zona donde ofrecen servicio", dijo.

De ser cierto, el nuevo apretón atentaría contra la letra de la Licencia
Operativa Interprovincial con la que trabajan los 'boteros'. La
disposición del Reglamento del Transporte por Cuenta Propia establece la
autorización para ofrecer servicio dentro de los límites del territorio
nacional.

Roberto I., residente en el poblado de Quivicán, provincia Mayabeque,
fue multado por los inspectores de transporte mientras prestaba servicio
en La Habana y ahora narra su experiencia.

"Dicen que no puedo botear en La Habana (…) entonces le dije a la
inspectora de transporte que iba a conseguir una dirección en La Habana
para sacar la licencia por aquí y me dijo que no lo hiciera porque, por
el momento, la entrega de licencias (Operación de Transporte) estaba
suspendida", explicó.

Source: La huelga silenciosa de los 'boteros' | Cubanet -
https://www.cubanet.org/destacados/la-huelga-silenciosa-de-los-boteros/
Post a Comment