Pages

Saturday, April 29, 2017

El reptil impostor Fidel Guarapo Castro Ruz

El reptil impostor Fidel Guarapo Castro Ruz
[28-04-2017 19:31:06]
Martín Guevara Duarte
Escritor.

(www.miscelaneasdecuba.net).- A propósito de la dura actualidad española
de corrupción, escuché un comentario al pasar, en que se invocaba a modo
de posible solución la figura del mayor reptil de la Historia de América
Latina:
El elemento más hábil sin duda para usar éxitos y penurias de las
personas, comunidades, razas, países, sensibilidades, en beneficio de
sus propósito más íntimo y personal: atornillarse al poder.

Utilizó absolutamente a todos y a todo lo que tuvo alrededor, primero a
su papá Ángel, un inmigrante en el Oriente cubano cuya única cultura y
mandato era enriquecerse a fuerza de corrupción y explotación de los
guajiros, luego usó a las guajiras pobres de su finca para llevárselas a
su cama gratis como semi esclavas que eran, al hermano menor para
meterlo dentro de sus proyectos, más tarde en La Habana, a las
organizaciones estudiantiles y universitarias democráticas, a sus
dirigentes Echevarría y Chibás, más adelante a todos los que convinieron
atacar bajo sus órdenes el cuartel Moncada y que murieron valientemente
mientras él y su hermano quedaron vivos sin un sólo rasguño y salieron
de la prisión tras sólo un año y medio luego de haber matado soldados
del ejército.

Luego a Mirta Díaz Balart y a toda la familia Balart y a toda la
burguesía cubana para recaudar fondos. Más tarde a los cubanos exiliados
o emigrados a Miami, a las estrellas de Hollywood, a Camilo Cienfuegos,
a Frank País, a Huber Matos, a Carlos Franqui, a Lázaro Peña, a Blas
Roca, a su propia cuñada y familia Espin, burgueses de Santiago de Cuba,
al pariente de este servidor, el cual desde la Sierra le decía que si
eran comunistas había que dejarlo claro, y Guarapo le respondía que no,
que había que ser inteligente y seguir con el rosario de cuentas y la
cruz al cuello porque el pueblo era creyente y así se lo conseguía
engañar para el gran objetivo. El objetivo de adueñarse de Cuba.

Usó al Che, lo engaño siempre, le dijo que apoyaba su idea de
industrializar mientras sabía que el monocultivo seguiría siendo el eje
de la economía cubana, le ordenó que se hiciese cargo de los
fusilamientos, que fuese a la ONU a reconocer de su boca que se fusilaba
y se seguiría fusilando, pero él nunca se atrevió a decirlo, lo usó para
establecer mejores relaciones con los países porque el Che hablaba bien
francés, era muy decidido y educado para esas lides, lo mando a tres
viajes importantes de representación alrededor del mundo, pero cuando
empezó a ver que el Che desconfiaba de la URSS, de su compromiso
revolucionario con el resto del mundo comenzó a conspirar a la orden del
PCUS para quitárselo de encima, se lo quitó en dos ocasiones, la tercera
fue la vencida, lo liquidaron con su gran aporte de mandarlo donde sabía
que nadie lo apoyaría, y luego lo abandonó cuando más lo precisaba.

Utilizó a los representantes de África, a Salvador Allende de Chile, a
Perón de Argentina le pidió un millón de dólares de entonces en
locomotoras Fiat, automóviles Chevrolet Chevy para taxis, Dodge para la
policía, FIAT 125 y Renault, además de una pacificadora y materiales
para industria, que nunca hizo ni siquiera el amago de devolver.

Utilizó a la URSS cada día y cada minuto para sus aspiraciones y sus
veleidades de emperador de la Gran Revolución. Utilizó a Mella, Villena,
Guiteras, a Máximo Gómez, a Maceo y por supuesto a José Martí para
echarle la culpa del trabajo voluntario y de la sórdida Escuela al campo
y la Beca, experimentos que destrozaron al adolescente cubano.

Usó a Trudeau, a Barbra Walters, a Caamaño , a Velasco Alvarado, a
México y su buena onda con Cuba, usó Angola, Etiopía y Mozambique para
enriquecer sus posiciones militares. Usó a Granada, a Nicaragua, a el
Salvador, usó a Guatemala, a cada pueblo sangrante de América Latina.

Usó el golpe de Chile, usó a la Argentina como nadie, apoyó a Jorge
Rafael Videla el mayor represor de militantes de izquierda en América
Latina, porque la URSS le dio la orden que se callase la boca de las
violaciones a los Derechos Humanos en Argentina ya que esta le vendía el
grano a Moscú que otros países no se atrevían por el bloqueo establecido
por EEUU.

Fidel Guarapo Castro Ruz llegó a la traición de dar la orden de votar en
Suiza en contra de una comisión que investigase las violaciones de
derechos humanos en Argentina mientras se estaba desapareciendo a
treinta mil militantes, soldados del propio Fidel Guarapo, porque hay
que decir que toda esa soberbia armada de la década del setenta la
generó y apoyó él mismo, y luego apoyó su muerte y su tortura callando
los crímenes de Videla al pueblo de su traicionado amigo Ernesto Guevara.

Volvió a utilizar a la dictadura de ultra derechas argentina cuando la
Guerra de las Malvinas, Guarapo castro se mostró solidario con Leopoldo
Fortunato Galtieri uno de los mayores asesinos de niños y mujeres del
Ejército argentino, y con su canciller Nicanor Costa Méndez famoso por
decir no somos negros latinoamericanos, somos civilizados europeos,
ofreciéndoles toda la sangre cubana que precisasen. La misma sangre que
no usó para rescatar al Che ni a otros presos políticos.

Fidel usó a Gianni Miná, a Tad Szulc, a Oliver Stone, a Frey Betto. a
María Schriver, a Errol Flynn, a Ava Gardner, a Mandela, a Bem Bella, a
Mengistu Haille Mariam, a Zamora Machel, a Agontinho Neto, a Dos Santos,
a Mao, a Pham Van Don, Francisco Franco con quien nunca rompió
relaciones, e incluso visitó la casa de su explotador y misógino padre
en Galicia, de la mano del único ministro Franquista en la democracia
Manuel Fraga, con quien se llevó muy bien jugaron dominó bebiendo y
comiendo abundantemente durante una semana como sólo hacen dos que se
reconocen en lo más intimo como idénticos.

Fidel usó a las familias de sus víctimas, a veces tratándolas
excepcionalmente bien para ser perdonado o sobreseído en la critica y el
afecto interno, comprando voluntades con casas, coches, privilegios,
siendo el caso de la familia Guevara y de muchas más. Y lo consiguió con
muchos de ellos que mienten como verracos cada vez que hablan con un
medio extranjero o viajan para obtener prebendas y pagos a la obediencia
debida, diciendo que en Cuba todos viven igual que hay justicia, que hay
libertad, para así mantener sus privilegios paupérrimos.

Fidel Guarapo castro usó a sus hermanos, incluso a su hermano mayor
Ramón para que obtuviese un ejemplar de vaca superlativa en la donación
de leche, bautizada por el propio Fidel no por su hermano Ramón quien la
consiguió, como "Ubre Blanca" , que le sirvió al mandamás inflexible
para hacerse propaganda mundial ya que era una vaca de la cual se
obtenían hasta 120 litros de leche diarios entre el ordeñe de la mañana
y el de la tarde.

Usó a los palestinos y a los judíos, usó a Atrafat y a Rabin, prohibió
las religiones y besó las manos de tres Papas, el más anti comunista, el
neo nazi, y el neo socialista, pero lo gracioso es que cuando besó al
anti comunista él se mostraba como comunista, cuando besó al filo nazi
él era chavista, y cuando besó al socialista él ya había abandonado la
fe en el socialismo.

Cuando se cayó la posibilidad de ser Emperador de la Gran Revolución
Latinoamericana como era su ambición, ya que la URSS se desmoronó, pasó
a darse publicidad nada menos que como "pacifista", "ecologista",
religioso, quien había traicionado al Che en Bolivia para que la URSS
siguiese produciendo armas nucleares sin critica alguna, y quien invadía
cada país que podía y apoyaba cada aventura guerrillera que le podía dar
réditos una vez concluida triunfante se presentaba sin el
más mínimo rubor como pacifista.

En medio de aquel pacifismo, recordó repentinamente sus orígenes
Jesuitas y encargó el libro "Fidel y la religión" a Frei Beto, no sin
continuar reprimiendo a todos los religiosos en el territorio nacional
hasta los años noventa en que la escasez era tal, que obligó a
establecer prioridades para la represión de las fuerzas policiales y
militares y de espionaje ideológico.

Utilizó la represión más brutal contra gays, lesbianas, contra jóvenes
que no fuesen sumisos a las milicianos, contra hippies, rockeros, contra
jóvenes rebeldes, hedonistas, irredentos, pacíficos, abusó de ellos de
manera vil, cruel, mataron a muchos. Y luego utilizó la imagen de John
Lennon, por supuesto después de muerto, el mismo que había encarcelado a
todo aquel según sus términos "afeminado con guitarrita al hombro" que
escuchaba a John Lennon.

Luego apareció nuevamente el sueño imperialista de la mano de Chávez y
el bolivarianismo sostenido con infinito petróleo.

Cuba que había sido novia de España cuando era dueña del mundo, luego de
EEUU cuando fue este el dueño, luego de la URSS, un novio tosco y rudo
pero poderoso, de repente se vio jineteando a un plebeyo como Venezuela,
pero lleno de petróleo fresco.

Usó el asesinato de grandes y leales soldados suyos para evitar su
propia vergüenza. Traicionó a Ochoa, a Tony y a Vicente de La Guardia de
la manera más vil que se pueda tener idea.

Fidel Guarapo Castro continuó usando a todo su pueblo, fue cumpliendo
años de manera ingente mientras sus compañeros de lucha lo miraban con
esos grandes ojos hinchados por la muerte y la traición desde los años
cuarenta hasta el nuevo milenio, usó al niño Elián y su dolor, usó a los
emigrantes de El Mariel, usó a los presos, usó como nadie el Bloqueo
económico, o la Ley Helms Burton, a él sólo le iba bien el
recrudecimiento de las hostilidades de EEU contra Cuba para presentarse
como David contra Goliat y mantener cohesionado a su pueblo tras
consignas sencillas, fáciles pero muy efectivas de unión frente a la
agresión del enemigo exterior.

Fidel se enfurecía cada vez que ascendía un presidente demócrata ya que
le ponía las cosas difíciles, Kennedy, Clinton, Carter, Obama no le
servían para su victimismo, él desplegaba todo su encanto anti
imperialista y felicidad cuando tomaban el poder, Nixon, Ford, Reagan, o
los Bush.

Al cabo de su vida usó la sangre, el sudor, el sacrificio de los cubanos
hambreados para vivir como un rey consumiendo diariamente vinos
de doscientos dólares la botella, y hacerse estirar la vida hasta más
allá de lo posible, comprometiendo médicos de todo el mundo, excepto de
su tan cacareada excepcional medicina cubana, aterrorizado frente a la
proximidad de la muerte vaya a saber bajo cuales de tantos
perturbadores recuerdos de crímenes y traiciones, muerte a la que tanto
había invocado, según él, cuando hubiese falta de "socialismo", sin
embargo a la que tanto había rehuido toda la vida viviendo su entorno
plagado de guardaespaldas.

Fidel utilizó la sangre y el dolor intenso de miles de cubanos, la
prisión de decenas de miles de cubanos, el exilio y la muerte de
millones de cubanos, usó la libertad, la represión, la vida y anhelos de
todo el pueblo cubano en su totalidad.

Por eso mientras viva no descansaré denunciando cada vez que aparezca la
más tímida sombra de simpatía por este canalla abyecto, que dejó sin
gota de sangre revolucionaria a Cuba y a toda América, sin gota de
dignidad y orgullo a todo el pueblo de Cuba, al cual lo hacia sentir una
basura frente a cualquier visitante extranjero, por más burgués,
capitalista, o analfabeto e insignificante que éste fuese, siempre y
cuando aterrizase en "la tierra más linda que jamás ojos humanos han
visto", con un manojo de miserables dólares.

Cuidado con estos sátrapas, cometer el error de caer hechizado por sus
cantos de sirenas, significan el secuestro de una eternidad en el poder
sin dejar en pie ni una sola virtud.

Source: El reptil impostor Fidel Guarapo Castro Ruz - Misceláneas de
Cuba -
http://www.miscelaneasdecuba.net/web/Article/Index/59037c5a3a682e0538be0417#.WQTLUdJ976Q
Post a Comment