Pages

Sunday, October 02, 2016

Comenzó la segunda 'Batalla de ideas'?

¿Comenzó la segunda 'Batalla de ideas'?
PEDRO CAMPOS | La Habana | 2 de Octubre de 2016 - 08:56 CEST.

Una serie de hechos apuntan a que la dirección fidelista ha orientado
desplegar la segunda "Batalla de ideas", una versión actualizada de
aquella que comenzó con la lucha por el regreso del balserito Elián
González en noviembre 1999 y que tuvo entre sus hitos la "primavera
negra" de 2003, que acabó con el desmantelamiento —de un tirón— de buena
parte del movimiento opositor y disidente, siempre tildado de estar en
contubernio con "el imperialismo".

Entonces se erigieron "el protestódromo" y el "monte de banderas" frente
a la entonces Sección de Intereses de EEUU, para mantener vivas las
protestas y fortalecer la "ideología socialista frente a la agresión
imperialista", aunque no había amenazas, preparativos de invasión ni
barcos yanquis a la vista.

La campaña se extendió hasta la liberación de los "cinco héroes
prisioneros del imperio".

Hoy estamos viendo un patrón similar al de entonces. Ante la ofensiva
diplomática y de acercamiento de EEUU, la crisis económica sistémica y
la reversión del estatal-populismo en América Latina, que ha puesto a la
defensiva al fidelismo, junto al crecimiento del descontento nacional y
al aumento de la actividad opositora, disidente y de pensamiento
diferente de la izquierda democrática —incluso dentro de las filas del
mismo oficialismo—, ya se comienza una especie de segunda "Batalla de
ideas" encaminada a tratar de contrarrestar un evidente decaimiento
"revolucionario" que ni la "actualización" ni el plan perspectivo hasta
2030 han podido contrarrestar. También, para tratar de desactivar la
creciente y diversa resistencia popular.

El pitazo de arrancada lo habría dado el mismo caudillo con su irónica
reflexión "El hermano Obama", tras la visita del mandatario
estadounidense. Seguidamente, vino una escalada en la represión y
múltiples acusaciones oficialistas contra los "oscuros propósitos del
acercamiento imperialista", donde destacan la declaración ante el VII
Congreso del PCC del ministro de Relaciones Exteriores contra la visita
de Obama; las realizadas por la directora del Departamento de EEUU del
Ministerios de Relaciones Exteriores contra internet y su supuesto uso
para subvertir el sistema; las expuestas por el ministro de Cultura
contra el apoyo de EEUU al eventual empoderamiento de los emprendedores,
y la ofensiva general en escuelas y universidades contra los programas
de becas del gobierno de EEUU para estudiantes cubanos.

Todo eso hace recordar los mítines de repudio y la campaña por Elián.

El vocero oficialista Iroel Sánchez en su escrito "Los millennials y una
búsqueda infructuosa" acaba de acusar abiertamente a la nueva política
de Washington de intentar restaurar "el capitalismo" en Cuba.

Las salidas públicas esporádicas del nonagenario Fidel Castro pueden
estar relacionadas con esta nueva campaña.

Ahora no hay un Elián, ni cinco "héroes", pero sí una Ana Belén Montes,
acaso la más valiosa agente infiltrada en altas posiciones del Gobierno
de EEUU. Y sobre todo está el muy elevado nivel de la propaganda oficial
contra "el intento del imperialismo de destruir la revolución desde
dentro, usando su quinta columna", hacia donde más tarde o más temprano
estaría dirigido el golpe principal de esta estrategia política.

La advertencia para EEUU y la Unión Europea sería clara: las relaciones
diplomáticas y económicas son con el Estado cubano, con quienes tenemos
el poder, y no con el pueblo ni sus deseos de libertad y democracia.

Además de las sistemáticas golpizas y retenciones por horas de
opositores, en este marco se inscriben las continuas acciones de los
órganos de la Seguridad del Estado (muy bien puesto el nombre porque se
ocupa de cuidar al Estado y no al pueblo) para impedir reuniones y
eventos de grupos opositores, disidentes y de pensamiento diferente.

Si existe plan o no, lo sabrá uno o unos pocos. Pero el patrón de
acciones es muy parecido al que se llevó cuando la primera "Batalla de
ideas".

Para evitar otra "primavera negra" y cerrar el paso a la creciente
represión, son necesarios más que nunca la denuncia, la solidaridad
internacional de todos los pueblos y gobiernos amantes de la libertad,
la democracia y los derechos humanos, y el acercamiento de todos los
grupos y personas sinceramente interesados en una democratización del
sistema político cubano, sin exclusiones, incluyendo a los que dentro
del oficialismo están dado muestras de disconformidad con la situación
actual y buscan promover cambios hacia una sociedad donde quepamos todos.

Source: ¿Comenzó la segunda 'Batalla de ideas'? | Diario de Cuba -
http://www.diariodecuba.com/derechos-humanos/1475243383_25681.html
Post a Comment