Pages

Friday, August 05, 2016

El nieto de Blas Roca rememora el "Maleconazo"

El nieto de Blas Roca rememora el "Maleconazo"
Idolidia Darias / martinoticias.com

El nieto de Blas Roca Calderío recuerda el Maleconazo y lo que
siginificó para su familia que los represores salieran a golpear a la
población escudados en la imagen de su abuelo.
Lázaro Yuri Valle Roca recuerda el "Maleconazo" como una etapa muy
desagradable, en que su familia sintió mucha tristeza y dolor al saber
que las autoridades reprimieron con intensidad a la población vestidas
con el uniforme del contingente de la construcción Blas Roca Calderío,
su abuelo materno.

"Mi abuelo nunca aprobó el uso de la violencia, por eso mi familia
consideró una gran ofensa a su pensamiento que usaran su nombre y su
imagen para reprimir al pueblo", dijo Valle a Martí Noticias.

Durante los sucesos del "Maleconazo", en agosto de 1994, el régimen,
tras un impasse por la sorpresa, envió al Malecón camiones militares
atestados de supuestos miembros de la brigada constructora Blas Roca, a
reprimir a los manifestantes.

Otra de las medidas que tomó el gobierno fue cortar las líneas
telefónicas, y "fue difícil comunicarse, pero los mensajes y las
noticias corrieron entre los vecinos a viva voz, y mi familia supo
enseguida que el contingente de la construcción fue una gran pantalla
que usaron para reprimir y disparar contra el pueblo", aseguró Valle.

"Es cierto que hubo constructores que se prestaron para reprimir, pero
también supimos que el contingente estaba lleno de miembros de la
seguridad del estado y de jóvenes reclutas a quienes les dijeron que se
pusieran el pulóver blanco con la imagen de mi abuelo para salir a dar
palos y cabillazos a los manifestantes", relató.

Valle trabajaba en el contingente como constructor, y dijo que se negó a
ser reclutado en esa jornada de violencia que vivió la capital.

Blas Roca en el recuerdo de su nieto

"La filiación política de Blas Roca Calderío fue comunista, pero a los
hijos y nietos jamás les inculcó la idea de la violencia para buscar las
libertades y los derechos", precisó Valle.

Valle recuerda que cuando el éxodo del Mariel, que se realizaban actos
de repudio a las personas que se iban del país, "yo me negué a
participar en esas acciones, fui a contárselo a mi abuelo y él me dijo
'haces bien, esos son métodos fascistas, y usted no tiene que participar'".

Para Valle, su abuela Dulce y su abuelo Blas fueron los modelos de
honestidad y dignidad que ha seguido a la hora de expresarse.

El periodista independiente ha estado preso en varias ocasiones, y ha
sido reprimido por reportar las protestas de opositores de los que se
considera parte.

Piensa que esa actitud de abogar porque los militares cumplan las leyes,
respeten los derechos y no repriman a los activistas, la debe en gran
medida a las enseñanzas de sus abuelos maternos.

Asegura que sus "abuelos Dulce y Blas" nunca le insistieron para que
fuera socialista o comunista. "Me pidieron siempre que fuera honesto,
que defendiera mis ideas, las que fueran, con fuerza y dignidad, por eso
siempre he enfilado mi camino en esa dirección", recalcó Valle.

Asegura que sus abuelos vivieron de forma austera y jamás le permitieron
tener prebendas por ser nieto de alguien que tenía cargos en el gobierno.

"En una ocasión, Raúl Castro le envió a mi abuelo un Jeep de regalo y no
lo aceptó, como tampoco aceptó otros regalos".

Blas Roca Calderío, político y dirigente comunista cubano desde muy
joven, fue elegido en 1934 secretario general del Partido Comunista de
Cuba, sin embargo, luego del triunfo de la Revolución solo fue miembro
del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, que se fundó en 1965,
hasta su muerte en 1987.

También fue miembro de la dirección nacional de las Organizaciones
Revolucionarias Integradas (ORI) y del Partido Unido de la Revolución
Socialista de Cuba, y director del periódico Hoy y presidente de la
Asamblea Nacional del Poder Popular.

Source: El nieto de Blas Roca rememora el "Maleconazo" -
http://www.martinoticias.com/a/cuba-maleconazo-nieto-blas-roca-rememora/127290.html
Post a Comment